Actividades de la Fundación

El 14 de Octubre de 1977, Álvaro Noboa creó la "Fundación Cruzada Nueva Humanidad", fundación de gente de acción conjunta.

La fundación está caracterizada por tener profundos principios Cristianos de amor, unión y auto-mejoramiento. Álvaro Noboa creó librerías comunitarias, talleres de artesanía, centros de formación y campañas de alfabetización, así como también clínicas dentales, y talleres de asistencia jurídica, promoviendo así el crecimiento colectivo.

Con el propósito de fomentar el crecimiento personal de los miembros de la comunidad, se añadieron al programa escuelas de taller de costura, guarderías y escuelas de informática, por supuesto, todos los programas son gratuitos.

 

Más tarde, Álvaro Noboa, reunió a un grupo de trabajo y ha creado clínicas móviles que brindan servicio a los más pobres de la sociedad ecuatoriana.

Desde su creación la Fundación dirigida por Álvaro Noboa ha estado trabajando con los sectores más necesitados del país durante sus momentos más dramáticos y angustiosos.

Luego de las desastrosas dificultades provocadas por el fenómeno de “El Niño” en 1983, 1998 y 1999, las brigadas médicas de Álvaro Noboa brindaron asistencia médica gratuita, que se proporcionó a las víctimas de las inundaciones. Además, se dio medicina, alimentos y provisiones, en especial los sectores más afectados en la costa ecuatoriana.

Durante el terremoto que azotó la ciudad de Bahía, en la provincia de Manabí, la “Fundación Cruzada Nueva Humanidad” se hizo presente rápidamente. La reconstrucción de viviendas se inició inmediatamente así como medicinas, colchones y alimentos fueron suministrados de forma gratuita.

Durante la emergencia provocada por las erupciones volcánicas del Guagua Pichincha y Tungurahua, las brigadas médicas de Álvaro Noboa proporcionaron asistencia médica gratuita a las víctimas. Ampliaron su trabajo para llegar a las provincias de Pichincha, Tungurahua, Chimborazo e Imbabura.

Durante las terribles inundaciones que azotaron la ciudad de Chone en abril del 2000, las brigadas de médicos movilizaron su equipo profesional y humanitario a esta ciudad ayudando a más de 600 personas al día durante la emergencia.

Actualmente, las brigadas médicas de la Fundación “Cruzada Nueva Humanidad”, están llevando a cabo un plan de alcance nacional para ofrecer un servicio médico permanente y asistencia a áreas marginales de varias poblaciones rurales y permaneciendo, siempre alerta para casos de emergencia en las ciudades.

Estos hechos identifican la visión de un hombre que ha trabajado más de 25 años para los habitantes más necesitados del país a través de su fundación. Como el hombre de negocios más importante de Ecuador, que da empleo directo a miles de ecuatorianos e indirectamente a más de un millón, sin duda se destaca como el mayor empleador en un país plagado de desempleo.

En las compañías controladas por Álvaro Noboa hay una conciencia social profunda. Las plantaciones de Bonita Banana y haciendas ganaderas incluyen escuelas creadas por la empresa. Seguridad Social, así como asistencia médica es proporcionada para los empleados. El trabajo infantil está prohibido en las haciendas controladas por Álvaro Noboa, un hombre que hace negocios en los cinco continentes alrededor del mundo y que es sin duda es un hombre de acción, fuerza espiritual y una gran ambición.

Este es un perfil de Álvaro Noboa, un ganador por derecho propio y un hombre que ha ganado el cariño y la admiración de su pueblo como uno de los hombres de negocios más exitosos del Ecuador. Su preocupación por los necesitados, sus grandes esfuerzos sociales y humanitarios, han sido y es el factor decisivo que le ha permitido ser el líder de doce millones de ecuatorianos.