Alvaro Noboa Líder Político

Alvaro Noboa, el líder que se enfoca en el desarrollo social

Alvaro Noboa, el líder político del Ecuador

Como empresario Álvaro Noboa viene desarrollando desde hace 26 años una inmensa labor social con sus trabajadores y con los pobres del país, a través de la Cruzada Nueva Humanidad, que brinda educación, salud, empleo y protección a los grupos vulnerables de la sociedad.

El estar cerca de las necesidades del pueblo, del dolor, de la enfermedad y de la muerte, vivir minuto a minuto la realidad amarga de nuestro país, abatido por la pobreza, la corrupción, la inequidad, la injusticia social desarrollaron en álvaro Noboa un compromiso de servicio y de trabajo por el cambio del Ecuador.

Un ideal que para concretarse demandaba del ejercicio de la política como el mejor instrumento para servir al pueblo. álvaro Noboa decide formar un nuevo partido político moderno y solidario, que sustituya a la partidocracia tradicional del Ecuador, que ha privilegiado sus intereses al interés nacional y se convierta en una esperanza y en la certeza de un cambio por el desarrollo, la justicia social y el bienestar nacional.

Para lograr una democracia sólida que viva en el tiempo es necesario la participación cívica de los ciudadanos, es una responsabilidad que obliga a despojarse de intereses personales y a entregar todos nuestros esfuerzos por el bien del país.

Alvaro Noboa: su carrera política en el Ecuador

En 1998 Álvaro Noboa aspira por primera vez a la Presidencia de la República y gana las elecciones con el apoyo mayoritario del pueblo ecuatoriano. Queda para la historia el pavoroso fraude electoral que se cometió entonces y que permitió que Jamil Mahuad se convierta en el Presidente del Ecuador, para en el poco tiempo de su mandato confiscar los dineros de los ecuatorianos, dejarlos sumidos en la pobreza y ser responsable de la peor crisis moral y económica del país.

Persiguiendo su ideal por el cambio, en el año 2000 Alvaro Noboa se lanza por segunda ocasión como candidato a la Presidencia de la República y pasa a la segunda vuelta electoral con Lucio Gutierrez. Obtiene un bloque importante de 10 diputados en el Congreso y el apoyo de dos millones trecientos mil ecuatorianos que votaron por el cambio, pero lamentablemente por un margen pequeño Lucio Gutierrez fue elegido Presidente del Ecuador.

Las grandes transformaciones sociales que fueron base de su campaña y la lucha contra la corrupción se convirtieron en simples enunciados, que precipitaron la caída de Gutierrez al igual que la de Mahuad con apenas dos años en la Presidencia de la República.

La inestabilidad política conspira contra el progreso del Ecuador y el bienestar de los ecuatorianos. Hoy más que nunca el Ecuador necesita un cambio, reformas políticas, sociales y económicas profundas que privilegien la educación, la salud, la vivienda, la alimentación, el empleo.

La carrera política de Álvaro Noboa

La lucha de álvaro Noboa continúa, el PRIAN LISTA 7 es reconocido oficialmente como partido político por el Tribunal Supremo Electoral el 9 de Abril del 2002. Y en ese mismo año siendo el PRIAN un partido nuevo se convierte en la segunda fuerza política del país al terciar por primera vez en las elecciones intermedias, después de obtener 19 alcaldías, una prefectura y 119 concejales y 7 consejeros a nivel nacional.

Por tercera ocasión álvaro Noboa se lanza como candidato a la Presidencia de la República por el PRIAN, inscribiendo su candidatura en el TSE el 15 de Agosto del 2006.

Con una propuesta de gobierno democrática liberal y de justicia social, basada en el libre mercado, apertura a la inversión extranjera, un ambicioso plan de vivienda, que en conjunto lograra multiplicar la generación de empleo dando énfasis a la calidad de la educación y a la salud, álvaro Noboa ganó la primera vuelta electoral el 16 de Noviembre del 2006 y convirtió a su partido el PRIAN en la primera fuerza electoral del país, con la elección de 27 diputados y diputadas en el Congreso Nacional, por lo que obtuvo por mandato constitucional la Presidencia del Congreso, dignidad que recayó en Jorge Cevallos, quien en ese entonces era Director del Partido y diputado por Manabí.

Con la promesa de una revolución ciudadana y una Asamblea Constituyente de plenos poderes Rafael Correa gana la segunda vuelta electoral. Poco tiempo tendría que pasar para que las garantías constitucionales y el régimen de derecho se rompan en el país.

El 5 de Enero del 2006 se instala el Congreso Nacional y Jorge Cevallos es elegido Presidente de ese organismo, lamentablemente en apenas dos meses de gestión, traicionó a su líder, a los ideales del PRIAN y permitió en contubernio con el gobierno de Correa, el 7 de Marzo, la destitución inconstitucional de 57 diputados de la oposición, entre ellos 24 diputados y diputadas de su partido, por cuatro vocales del Tribunal Supremo Electoral presidido por Jorge Acosta. Cevallos permitió también que la policía nacional rodeara el Congreso e impidiera el paso de los diputados a sus curules y posesionó ilegalmente a los suplentes, que fueron denominados los diputados de los “manteles”, ya que Teleamazonas los encontró reunidos con Galo Oliva secretario del Ministro de Gobierno y ante la presencia de la televisión fueron filmados huyendo tapándose con los manteles de la hostería de Puembo.

El tribunal de Disciplina del PRIAN decidió expulsar a Jorge Cevallos de sus filas, el día domingo 10 de Junio del 2007. En una rueda de prensa el director del partido Dr. Vicente Taiano informó que la resolución se basó en el art.41 de los estatutos del PRIAN “por haberse separado de la línea partidista”. Ese día los diputados y diputadas del PRIAN que fueron restituidos por el Tribunal Constitucional, cuya resolución fue desconocida por Cevallos, calificaron a su ex coideario como un parlante del gobierno, que no supo defender la autonomía de la Función Legislativa y que guardó silencio ante la avalancha de agresiones físicas y los intentos de linchamiento por parte de turbas asalariadas por el gobierno, que agredieron a sus compañeros diputados del partido y de otros diputados de la oposición que lo eligieron Presidente del Congreso.

La traición fue confirmada meses más tarde cuando Quinto Pazmiño, un asesor del Ministro de Finanzas Ricardo Patiño, dió a conocer grabaciones clandestinas, realizadas por Patiño en el Hotel La República en Quito, donde Jorge Cevallos, tal como lo transmitió Teleamazonas y demás medios de Televisión negociaba el proyecto Carrizal Chone a cambio de la resolución del Congreso para aprobar el estatuto de la consulta popular, en términos ilegales e inconstitucionales.

EL PRIAN TUVO LA RAZÓN, se opuso a la consulta popular que violaba la constitución el art. 283, que le exigía al Presidente Correa presentarla ante el Congreso para su aprobación y denunció los intentos de Correa de terminar con la libertad y la democracia instalando una Asamblea Constituyente similar a la de Chávez.

Como el tiempo lo ha probado, la Asamblea de plenos poderes auspiciada por Correa para reformar la constitución y transformar el marco jurídico del Estado, se ha revelado como un instrumento dictatorial y antidemocrático, que ha burlado el mandato popular y se ha dedicado a legislar para implantar e imponer en el Ecuador un socialismo del siglo XXI, similar al comunismo de Castro y de Chávez, que persigue conculcar las libertades públicas, los derechos de los ecuatorianos y mediante un régimen estatista concentrar el poder para gobernar con autoritarismo y sin rendir cuentas, ya que cumpliendo estos objetivos la Asamblea cesó al Congreso en sus funciones.

Defendiendo los intereses de los ecuatorianos y por sobre todo los de los pobres, que serán los más perjudicados con este sistema socialista, álvaro Noboa decidió participar en la Asamblea con una propuesta constitucional liberal y de justicia social, convirtiéndose el 30 de Septiembre del 2007 en Asambleísta Nacional, gracias una vez más al apoyo de ecuatorianos y ecuatorianas identificados con sus ideales de progreso y bienestar.

Su espíritu de lucha, el amor por su Patria no serán vulnerados jamás, es así que álvaro Noboa actuó como asambleísta liderando la voz de la oposición y protestando por las violaciones constitucionales de la Asamblea, como dedicarse a legislar y más grave con “dedicatoria”, tal como ocurrió con la aprobación de la mal llamada Ley de Equidad Tributaria.

El domingo 13 de Enero del 2008, las directivas del PRIAN de las 24 provincias del país denunciaron la persecución política de la que es víctima su líder máximo Abogado álvaro Noboa Pontón.

La mayoría gobiernista de la Asamblea aprobó la ley tributaria con dedicatoria, para fregarlo a él y fregar a todo el pueblo ecuatoriano con un paquetazo de impuestos, convirtiendo al SRI en una policía secreta fascista. Por eso el Abogado Noboa no presentó su declaración de bienes, porque si lo hacía el SRI le inventaría un juicio penal para llevarlo a la cárcel, ya que en este país no hay garantías constitucionales ni derecho a la defensa expresaron, mostrando su respaldo y solidaridad a su máximo líder.

Cumpliendo su cometido la mayoría gobiernista expulsó al Abogado álvaro Noboa de la Asamblea Nacional Constituyente el 12 de Enero del 2008, en una clara muestra de persecución política, en el afán de liquidar todo vestigio de oposición y seguir ejerciendo los plenos poderes sin fiscalización de ninguna clase.

Los 7 asambleístas del Prian seguirán elevando su voz y defendiendo la libertad y la democracia. LA LUCHA CONTINÚA.

ADELANTE ECUADOR ADELANTE, es el lema por el cambio HASTA EL FINAL. POR LA TRANSFORMACIÓN Y LA GRANDEZA DE SU PAÍS
La idea de aspirar a la Presidencia de la República tiene un significado más profundo para álvaro Noboa, que es hacer las transformaciones que el Ecuador requiere, para sentar las bases del desarrollo, haciendo camino al andar, con visión de futuro para que el Ecuador deje de ser un país pobre del tercer mundo, para que los ecuatorianos vivan con dignidad y ejerzan sus derechos a cabalidad.

La Presidencia es un medio pero no un fin para álvaro Noboa, lo importante es seguir trabajando por el desarrollo social, tener conciencia de que como hombre de fortuna es un privilegiado y por lo tanto a través de su acción social invierte su dinero para elevar la calidad de vida de los más necesitados.

Su aspiración es que lo recuerden en su epitafio como: “Un hombre que luchó por el cambio del Ecuador, que trabajó por los pobres, por la transformación y la grandeza de su país”.